jueves, 23 de junio de 2011

Depilación de... bolsillo


Estado de ánimo: Somnolienta
MSN: Off
Canción: Off
Hora del día: Mediodía
Salud: Ok!
Escritorio: Semi revuelto
Peso: 93 kg


Ayer fui a depilarme, es la segunda vez que no voy a depilarme al sitio donde siempre voy, en este caso porque estoy en una ciudad distinta. Bueno, el caso es que fui a una pequeña peluquería del barrio, en ella una chica joven tenía alquilado un cuartito muy mono para depilar y demás cosas. Bueno, eso es lo que me contó mientras comenzaba a colocarme la cera en las espinillas. La muchacha había hecho un grado superior en estética y tras haber estado un par de añitos trabajando en un salón de belleza, había conseguido reunir el dinero para montarse su pequeño negocio y comenzar a avanzar por sí misma. Para tener 22 años me pareció tener mucha decisión a la hora de independizarse económicamente.

Bueno, yo comprendo que la gente joven es inexperta en su trabajo, yo soy joven e inexperta, pero juro que ha sido una de las dos veces que peor lo he pasado depilándome (la anterior fue yendo a depilarme al instituto de belleza donde estudiaba una amiga, dije que una y no más). De primeras yo no sé, pero creo que ni siquiera ponía la cera a la temperatura correcta, lo hizo todo prácticamente con cera fría, que de hecho es como normalmente me depilan, pero acabé teniendo temblores del dolor que me provocó en ciertas ocasiones. 

Bueno, un infierno casi, suerte que al menos la chica era agradable y mantuvimos una conversación relativamente interesante acerca de mi viaje de estudios y su viaje de vacaciones, aunque fue un poco frustrante descubrir que apenas conocía la geografía política del continente americano. El caso es que tras finalizar y preguntarle el precio casi me da un desmayo cuando me dice que son 40 euros... ¡40 euros! ¡Pero si en el centro de belleza donde me depilo siempre a lo máximo me cobran 30! Tras el espasmo le di el dinero y me fui (con las piernas pegadas a los pantalones porque creo que se le olvidó darme aceite en los muslos, pero quería largarme de allí cuanto antes)

El caso es que lo peor de todo, al llegar a casa, me he visto unos sarpullidos horrorosos en las piernas, yo tengo la piel bastante sensible, y parece que en vez de haber ido a depilarme haya ido a la guerra de verdad, porque entre la de cera que no me ha quitado bien y los sarpullidos no parece que tenga piernas, más bien parece un cuadro de Pollock estamapado en ellas.

En resumen: Tengo las piernas horribles y el bolsillo pelado.

3 comentarios:

  1. Creo que debió esperar un poco para abrir su local la experiencia es necesaria para abrirse camino en un negocio…la depilación es tema delicado y si no te recomiendan pierdes clientes. Espero que tus piernas mejoren pronto.

    ResponderEliminar
  2. Hola !! tenemos un blog parecido , por el diseño que eligimos. Que garron , la mina prometia mucho pero a la final te descepciono , y que te duelan cuando te depilan , a mi me ha depilado gente y no he sentido nada y otras veces me han depilado y he gritado como una cerda :( jajaajajaj

    ResponderEliminar
  3. Holaaa!! Que malo lo de la depilación, yo soy cosmeatra y la depilación si debe ser super delicada además de tener en cuenta la calidad del producto que usas y siempre preguntar a la clienta que tipo de piel tiene.

    Gracias por pasarte a mi blog!! Veo que te gusta mucho lo japoniano y Clamp amo X 1999, veo que a ti tmb te gusta muchooo Kotori ♥!!! Me encanta el anime y lo japoniano, además de los videojuegos!! Soy una viciosaa xD

    Me leí todas tus entradas, te entiendo perfectamente, también estoy en un cambio de vidaa, así que a apoyarnos por aqui de perdis :) si quieres agregame a tu msn itzel.bloodlust@gmail.com casi no me conecto por falta de tiempo, pero espero poder charlar contigo alguna vez :D!!

    Por cierto a que lugar te vas a estudiar??

    Un abrazo

    ResponderEliminar